Teléfono/whatsapp: +34 662944033
📦 Envío GRATIS en pedidos superiores a 70€
auraastral@auraastral.es / info@auraastral.eu

A lo largo de la historia las plantas, hierbas y árboles han sido muy importantes en los rituales de magia, brujeriles como de curación y sanación tanto física como energéticamente.

https://www.auraastral.es/categoria-producto/hierbas/

https://bit.ly/3JHnWnL. Sígueme para no perderte ninguna publicación.

La brujería verde es un tipo de practica cuyo componente central es el uso de plantas y hierbas. En las sociedades occidentales contemporáneas, se considera un tipo de magia sanadora.

La brujería verde se halla estrechamente ligada con el entorno más o menos esotérico que rodea a la fitoterapia y el herbalismo, muy populares como forma de medicina alternativa.

Nuestra Madre Tierra representa el amor maternal, es ella quien vela por nosotros y nos acoge con gran amor. Nuestra Madre Tierra nos renueva con su gran energía, dispersa en todos lados, basta con que nos percatemos de ello para que podamos en conciencia, disfrutar de todos los dones que ella nos
ofrece.

La magia natural es un movimiento de energías que provocan un cambio necesario, utilizando la naturaleza y sus atributos.
No es un proceso sobrenatural y no utiliza poderes procedentes de otra magia, como tampoco tiene que ver con religiones algunas, aunque algunas religiones le utilizan. Por tal razón es la magia natural la única rama de la magia que opera o funciona con los elemento físicos tales como: gemas, 4 elementos,
madera, piedras, barro y cualquier otro componente directo de la naturaleza.

La magia natural es la madre de las tradiciones medicinales es todas las culturas post- paleoliticas. En la mayoría de las culturas el uso de elementos mágicos para la sanacion estaban generalizados.

De acuerdo a la mitología del antiguo Egipto, el arte de la curación fue fundadopor el dios Thoth. Los antiguos griegos lo conocían como Hermes Trismegistus, literalmente ‘tres veces más grande que Hermes’, ya que también se le acreditaban diversas obras de misticismo y magia.

Las enseñas que se le atribuyen incluían el uso del color en la curación, los elixirer, gemas, plantas,
rituales y otros elementos mágicos.
Sin embargo, con la llegada de la cristiandad, todo lo pagano se exorcizó, incluyendo las prácticas curativas de los druidas, egipcios, griegos y romanos. Se detuvo exitosamente el progreso de la medicina en toda Europa mientras que persiguió a quienes se aferraban a principios y prácticas tradicionales de
curación.

Las antiguas artes curativas, conservadas sólo mediante tradición oral por los iniciados, se convirtieron en algo escondido u ‘oculto’.
Para el siglo XIX, el énfasis en la ciencia se concentraba exclusivamente en lo material, no en lo espiritual. Conforme la medicina se introdujo al sistema de la ciencia, también se concentró en el cuerpo físico material, ignorando la mente y el espíritu.

Con la llegada de la medicina y tratamientos como la cirugía y los antisépticos, declinó el interés en la curación natural y las artes sanadoras ancestrales.

En estos tiempos de grandes cambios y trastornos globales, muchas técnicas de sanar antiguas se manifiestan en las enseñanzas de algunas disciplinas trascendentes o espirituales.
De manera convencional, la medicina practicada por algunos médicos ha sido claramente mecanicista, concibiendo el cuerpo del ser humano como una máquina formada por muchas partes, piezas u órganos, cada una de los cuales es tratada de manera separada cuando se detecta un trastorno en ellas.


La visión mecanicista- patralcal pone el acento en el papel de los médicos en el proceso de curación, ya que su intervención es activa, y en general se subestima el papel de los factores mentales y emocionales que pueden causar la enfermedad o tener un papel en su evolución natural o tratamiento.
Mientras que la medicina mecanicista ignora en gran parte los aspectos emocionales y espirituales de la salud y de la curación, las artes sanadoras tratan al individuo como un todo.

La medicina de hierbas no es la única que ocupa este espacio, ni todas las hierbas se reducen a él. La mayoría de las infusiones nutritivas y la mayoría de los vinagres de hierbas, por ejemplo, son parte de la medicina del estilo de vida.

El uso de hierbas amargas y dulces es muy común entro de la comunidad mágica; los practicantes
de distintos cultos las utilizan debido a su efectividad, llámense curanderos, chamanes, etc. Sin
embargo el uso de hierbas no es algo novedoso. Las brujas del pasado ya las usaban, fueron las
botánicas del momento y supieron aprovechar con éxito su poder.

Guiadas por su intuición, las
curanderas de la antigüedad supieron identificar las plantas, recolectarlas, secarlas y guardarlas
para usarlas en sus ritos.


En la actualidad seguimos usando las hierbas de ese modo, sin embargo ahora esto comprende al
arte herbal como un don procedente de la madre tierra, pues a través de las plantas nos ofrece las
virtudes que podemos usar en nuestros ritos y beneficiarnos, igual como lo hacíamos antes.

En el mundo esotérico se hace una clasificación de las mismas: Hierbas dulces, hierbas amargas o duales.

Las hierbas amargas sirven para que a través de baños por ejemplo, podamos quitarnos esas energías negativas o de baja vibración que hayamos podido recoger durante el día, o para limpiarnos antes de realizar cualquier ritual. Algún ejemplo de estas plantas pueden ser: bervena, azahar , ortiga, ruda… etc

Las hierbas dulces sirven para que a través de baños por ejemplo, endulcemos nuestra espiritualidad, reforcemos nuestra parte espiritual, mejora nuestra suerte, relaciones, atraer la buena suerte y obtener prosperidad. Algún ejemplo de estas plantas pueden ser: Amapola, ambar, menta, laurel… etc.

Y por último, pero no menos importante, están las plantas duales. Yo las llamo “comodín” que son las que valen igual para amargas como para dulces. En el caso de que nos vayamos a realizar algún baño y nos falte alguna amarga podemos utilizar alguna de estas: salvia, romero, albahaca, eucalipto…etc

Las plantas y hierbas se pueden utilizar tanto para baños, como infusiones, para crear aceites, vinagres incluso para realizar rituales con velas… Tienen infinidad de utilidades, y si son frescas y naturales muchísimo mejor.

Aquí les traigo una relación de plantas y sus utilidades esotéricas.

  • Albahaca: Previene enfermedades y daños enviados y se usa en baños para suerte y despojos, sirve para alejar las malas influencias y espíritus no desarrollados que son usados para el mal.
  • Acecia: Otorga intuición, eleva la inteligencia, despierta creatividad e imaginación, otorga mucho talento.
  • Anís:  Da gran beneficio, otorga poder mágico en el juego de azar. Es una planta capaz, mediante su potencial energético, de generar emanaciones muy positivas en el ser humano. Provoca una mayor disposición al amor sexual en su propio organismo. Se le atribuyen propiedades estimulantes de la creatividad y la euforia, tan importante para enfrentar los problemas que día a día nos incorpora la vida. Es conveniente que sea consumida como agua tras las comidas para estimular las digestiones y posibilitar las actividades sexuales más placenteras en las noches.
  • Canela en rama. Sanadora por excelencia, es también favorable en los baños como despojador o para trabajos de endulzamiento.
  • Espliego ( lavanda): Un verdadero relajante en forma de baño o perfume. Se usa para dolores y neuralgias, puede emplearse también con alcohol de romero
  • Eucalipto: Impulsador de actitudes positivas, despierta el entusiasmo y optimismo. Fantástica para baños de despojo, nos quita las energías negativas recogidas enviadas así como para sahumérios para deshacernos de bajos astrales, larvas, cascarones etc.
  • Gardenia: La esencia de gardenia es una protectora que impide el acceso de vibraciones negativas.
  • Geranio: Es el elemento más eficaz para proporcionar paz, armonía y miedo para atraer la buena fortuna. Vence la timidez y despierta el ánimo. Proteger contra lo indeseado  Poca gente sabe que estas flores mágicas no sólo ahuyentan a los mosquitos, sino que también protegen el hogar de personas molestas y entrometidas. Limpiar el aura y los ambientes Algunos curanderos purifican el  de las personas con un ramillete de hierbas compuesto por geranios rojos, ramitas de ruda y falsa pimienta (Schinus molle). Atraer la buena suerte Un puñado de hojas de los geranios rosas (Pelargonium graveolens) se ponen en pequeñas bolsas de tela blanca para atrae la buena suerte y todo lo positivo. Aliviar los estados de pena y ansiedad. Los curanderos utilizan los pétalos rojos, en infusiones, para aliviar los estados de melancolía. Igualmente, en la aromaterápia se usa su aceite como relajante, pero no sedante y para combatir la astenia. Fomentar la fertilidad Se recomienda tomar un par de pétalos de geranio blanco y ponerlo debajo de la almohada con el fin de fomentar la fertilidad de la mujer. Estimular la intución y el tercer ojo. Poner tres gotas de aceite de geranio en la palma de la mano dominante y mojar el dedo índice en el aceite.   Luego, colocarlo en la frente con el fin de abrir el tercer ojo. Restablecer la armonía El aceite esencial de geranio sirve para restablecer la armonía en los entornos de comunicación.  Por ello, se recomienda difuminarlo en el trabajo o en casa para mejorar el estado de ánimo, promover el diálogo pacífico y aliviar cualquier tensión. Alcanzar objetivos. Frotar ambas manos con aceite de geranio para estimular la voluntad de lograr los objetivos y también para afrontar los retos de la vida cotidiana.
  • Pasote: Gran despojador de malas energías y negatividad, tanto de personas como de ambientes. No hay influencias, por muy mala que sea, que no pueda arrojar esta planta maravillosa.
  • Ruda: Destruye todo maleficio y negatividad, aparta el mal de ojo, destruye intenciones malignas. Da poder de triunfo en el bien.
  • Ortiga: Si se le cuece con miel y nueces, gotas de su esencia mezcladas con agua bendita sirven como gran protectora. Baños con el agua de cocción de esta planta es buenísimo como despojo.
  • Orégano: Combate las malas influencias y da vitalidad.
  • Tomillo: Excelente para alejar de las casas y de las personas las malas influencias porque el tomillo extermina los ambientes pesados.
  • Salvia: Contra malos ambientes, sirve como despojo.

Un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos recientes

Recibe las últimas novedades

Suscríbete a nuestra newsletter

Para recibir notificaciones sobre nuevas ofertas, promociones y talleres.